Los taxis de Uber serán inmovilizados a partir de 2015

La Generalitat de Catalunya está preparando para 2015, una norma para retirar los vehículos sin licencia o imponerles una multa de hasta 6.000 euros que se tendrá que pagar al momento. Esta norma se llevará a cabo con el objetivo de frenar la proliferación de taxistas sin licencia, entre ellos los taxis sin licencia que trabajen con Uber.

Según han confirmado fuentes del Departamento de Territorio, en la redacción de las medidas de acompañamiento de los Presupuestos para 2015, el Govern de Artur Mas introducirá una medida para luchar contra los taxis que no cumplen la normativa: se les retirará el vehículo o, si quieren evitar esto, deberán pagar al momento una multa de hasta 6.000 euros.

En los últimos meses, el ejecutivo catalán ya ha impuesto 90 multas, pero para los taxistas, esto no es suficiente ya que para ellos, estas sanciones se ponen, pero el vehículo no se inhabilita, por lo que pueden seguir trabajando.

La Generalitat justifica la retirada de los taxis ilegales para defender el mercado actual.